Whirlwind Girl

 Qi Bai Gao es una chica que sueña con ser campeona de Yuan Wu Dao, un deporte similar al Taekwondo que aprendió de su padre adoptivo, un ex campeón de la disciplina caído en la deshonra por dopaje y quien no es siquiera respetado por su propia hija.

 Pero Bai Gao guarda total devoción hacia su maestro. Con él como inspiración, dará lo mejor de sí para progresar en el Yuan Wu Dao.

Sigue leyendo

Anuncios

Las aventuras de la Principita Eiko – Ep. 48

Yomigami

 Eiko, jocosa con su kimono y deliciosamente torpe con cada esforzado pasito que le demandaban las sandalias okobo, atravesó con Ammy y Mei Ling la puerta que se abría cegadora del tronco de Konohana. Llegaron al Río de los Cielos. Del ocaso en la bulliciosa Kamiki, el grupo pasó a una callada noche, con una luna menguante próxima y alegre. En el suelo cubierto de hierba, había dos llamas que crepitaban en cuencos puestos sobre trípodes de madera y que abrían paso hacia un puentecito. El grupo fue hacia el. La pequeña exclamó:

 -¡Qué grande que está la luna!

 La abeja comentó:

 -Es que estamos cerca del cielo. Fíjate que las estrellas también lucen más grandes.

 -Sí, se ven muy lindas. Parecen luciérnagas. Uy, ¡ahhh! ¡Gracias, Ammy! Casi me caigo. ¡Qué duras son estas sandalias! ¿No puedo ir descalza?

Sigue leyendo

Ivy en Soul Calibur 6

 De waifus va la cosa. Ivy, después de Jill Valentine de Resident Evil, es mi personaje femenino preferido de los videojuegos partiendo, digamos, de la fantasía. En términos platónicos, lo es Yuna de Final Fantasy X.

  Vamos, desde que jugué Soul Calibur 3 quedé loco por Ivy, que en lo jugable además resultaba original y demoledora. Con la sexta entrega en el mercado desde hace una semana, pude por fin cumplir una fantasía que me había quedado del 3.

Sigue leyendo

Europa Universalis IV

 Hace tiempo conté que me había enganchado a la estrategia de los 4X con Civilization V y también a la alta estrategia de los juegos de Paradox, que me ofrecieron un interminable mundo jugable. Ahora pasaré a contarles, y advirtiendo que serán unas meras impresiones de jugador casual, de Europa Universalis IV, que salió allá por 2013 y todavía goza de buena salud gracias a las continuas actualizaciones a base de parches y dlc.

Sigue leyendo

Las aventuras de la Principita Eiko – Ep. 47

Sakuya

 Con paso ligero y andar gracioso, una hermosa mujer de cabellos negros se acercó para saludar con cariñoso abrazo a Ammy. La loba respondió con un tierno y corto aullido. La mujer reparó en la Principita, quien curiosa observaba las tres pacas de paja de arroz que llevaba de tocado en la cabeza; se reclinó hacia la niña con las manos en las rodillas y con dulzura preguntó:

 -¿Y tú quién eres, bichito?

 -Soy Eiko.

 -¿Y qué haces aquí? ¿Ammy te trajo para el festival de la aldea?

Sigue leyendo

Logan

 Ayer miré Logan y quedé absolutamente enamorado de la peli. Como fan de los X-Men, en Logan encontré lo que más me enganchó a los comics de los mutantes, a los de la época de Claremont, y que es las relaciones entre los personajes y las vivencias particulares de cada uno.

 Por esto, quiero comentar someramente la escena que más me gustó de la peli, aquella en la que Logan discute con Laura en el auto.

Sigue leyendo

Os Cavaleiros do Zodíaco

 «O Seis Mundos são os lugares para onde você é enviado de acordo com sua passagem por este mundo. O primeiro é o inferno…»

 Corría 1994. Una tarde de primavera mi mamá me llama y me dice que estaban pasando Robotech. Corro de mi habitación al comedor y para mí desencanto encuentro que los «dibujitos japoneses» que había en la tele no eran mi querido Robotech, sino un anime, palabra que por entonces me era totalmente desconocida, del que había sabido por una Hobby Consolas. Recuerdo que exclamé, decepcionado: «Bah, los Caballeros del Zodíaco».

Sigue leyendo

Las aventuras de la Principita Eiko – Ep. 46

La aldea de Kamiki

 Issun, parado sobre la cabeza de Ammy, llamó a Eiko y a Mei Ling. El duendecito tenía ante sí la pintura dejada en el suelo y contra las cañas, aquella misma que por sus colores monocromos y sobriedad de tema, no más que bambúes y un sendero de piedra, había resultado aburrida y fea a Eiko, y de la cual el mismo Issun, como por arte de magia, había salido.

 -Bien, mocosa, no tenemos tiempo, así que nada de preguntas. Anda, toma ese pincel.

 La Principita observó la cajita abierta puesta a un costado de Ammy y que guardaba instrumentos para pintura, entre ellos pinceles, todos para caligrafía. La niña se quedó pensativa.

 -¿Cuál?

 Issun dio un par de brincos, furioso, y exclamó:

 -¿Cómo que cuál? Dije que nada de preguntas, cabeza de melón.

Sigue leyendo

Llegaron las Madolche a Yugi Oh! Duel Links

 Hará unos meses Konami dio como recompensa para uno de los eventos en Duel Links tres cartas por demás kawaii de las que inmediatamente me hice fan, no solo por su arte preciosista y temática de cuentos para niños y de cotillón y pastelería para fiestas infantiles, sino también porque en lo jugable resultaban novedosas y divertidas.

 Se trataba de cartas del arquetipo Madolche, que en castellano se conoce como Magidulce, y que con la última caja, Burning Nova, por fin podremos jugar como se debe, es decir, en un mazo por  entero dedicado a este arquetipo tan mono.

Sigue leyendo

Long Riders!

 Ami Kurata es una chica que acaba de ingresar a la universidad. Una mañana, los estudiantes se encuentran apuntándose en alguna actividad deportiva. Ami, que se sabe torpe para los deportes, está desconcertada; entonces, entre cerezos que caen, ve pasar a una chica con una bicicleta plegable, y ocurre el flechazo. Ami había encontrado su deporte, el ciclismo.

 Así da comienzo Long Riders!, un anime que durante doce episodios triviales y caramelosos nos contará de la pasión que Ami irá descubriendo en el mundo de la bicicleta.

Sigue leyendo

Las aventuras de la Principita Eiko – Ep. 45

Ammy

 La tinta derramada por el búho roció toda a la loba, luego de que ésta se interpusiera entre el dibujo y la niña. Eiko miró el animal con pena. Su hermoso pelaje salpicado por manchas de tinta. Pensó en dar su merecido a Issun, pero entonces vio que la loba se había agazapado y que gruñía al duendecito, y que se lanzaba hacia él.

 Issun reaccionó a tiempo y logró escapar de las fauces de Ammy, como así la había llamado, saltando hacia su hocico, al que dio fuerte con el pincel para alejarse entonces a largos brincos. Ammy con furia fue tras él, procurando a cada zarpazo atrapar entre los dientes al hombrecito, que no dejaba de parlotear cosas ininteligibles. Las risas de la Principita, por fin, pusieron un alto a la persecución. Ammy sacudió su pelaje y, para asombro de la niña, las manchas de tinta cayeron sobre la hierba. La pequeña con alguna timidez se acercó a la loba, ansiaba acariciarla, tocar su hermoso pelaje, blanco y puro como la nieve.

Sigue leyendo