Sarah y el Terminator

 Vi por fin la nueva de Terminator. Cuando terminó la peli y empezó la melodía clásica, cerré el reproductor, indignado: “esta mierda no merece la canción de Terminator”. Pero como con otros visionados quizás la cosa vaya a mejor, tal como me pasó con T3, no me quiero pasar de duro.

 La entrada va simplemente de un aspecto de la peli que pienso pudo haber dado para más. Así que habrá destripes, eh.

terminator, hablando con sarah
 Sarah y Pops. ¡Pops! ¡Brutal ese mote! Casi que me pagó la película. Después de tantos años, el querido T-800 merecía un apodo como para un peluche, pues al fin y al cabo el Chuache es nuestro osito del cine de acción y todos lo queremos, ¿no? Piedras pequeñas, plis. Y precisamente, de lo que hablaba al principio era de la relación entre Sarah y el Terminator. Creo que habría estado interesante que se explorara lo que se había gestado en Terminator 2 con el joven Connor y el “tío Bob”. Reese me sobró totalmente  —la sombra de Michael Biehn es pesada—  y pienso que se pudo haber prescindido de él, puesto que con Connor a manos de la Skynet, se trastocó lo que hacía al mito de Terminator: la profecía acerca de un mesías para la humanidad, casi extinta. Una muerte heroica para Reese, y a otra cosa. ¿Y cómo seguiría todo? Pues, con la amistad entre Sarah y el buen Pops.

 Cuando se filmó Terminator, el común de la gente no conocía de ordenadores  y el futuro de la humanidad, en un mundo signado por la Guerra Fría, aparecía incierto ante la perspectiva de una catástrofe nuclear. Este marco hoy no lo compartimos. ¿Por qué insistir entonces con el apocalípsis liberado por una Inteligencia Artificial? Pues, es de suponer que una IA vasta e inexpuganable como la Skynet estará programada para la felicidad de las personas y el respeto del planeta, instruída y sujeta bajo lineamientos como lo pueden ser las Leyes de Asimov. Los programadores no tratan con una tabla Ouija.

terminator, muñeco genisys

 Por ello creo que el vínculo entre Sarah y Pops pudo haber servido de excusa para ofrecer una mirada menos sombría de lo informático, una mirada más apropiada para nuestro tiempo, confiado a lo ordenadores. En fin, me parece que una segunda mitad de la película, dedicada a una Skynet observadora y vacilante, que se pregunta acerca del afecto que tenía Sarah por la máquina y de las conductas humanas que ésta parecía estar aprendiendo, no habría estado mal. Bueno, siempre según mis gustos.

sarah-pops2

 Para terminar, Sarah y Pops me hicieron acordar de Robbie, el cuento que abre Yo, Robot y donde Asimov cuenta de una niña y su robot mascota, en una sociedad que recelaba del uso de robots. Linda historia. Lástima que la peli no se demoró en la infancia de Sarah, con un par de situaciones torpes y divertidas a manos del Terminator, como creí que iba a suceder. Otra gran desilución.

Anuncios

5 comentarios en “Sarah y el Terminator

  1. Mientras veía la película algunos de los giros argumentales parecían interesante, pero pensándolos al final eran ridículos.

    Otra cosa aparte, es que estoy casi seguro de que Sarah le decía “el abuelo” no “pops”, la verdad no lo recuerdo bien jaja

  2. Lo de los giros fue lo que me tirò abajo la peli, sobre todo lo de Connor.

    Y Sarah lo llama Pops cuando dice a Reese: “no mates a Pops”. La cara de Reese…xd. Despuès no me acuerdo si repiten el nombre. Un saludo.

  3. No sé bien qué decir.
    A mi la película me decepcionó profundamente, en todos los aspectos.
    Quizá porque he sido un fiel seguidor de la saga – incluso disfruté con la tercera, no te digo más -.
    No esperaba gran cosa porque ya iba sobre aviso, pero salía Schwarzenegger encarnando al mítico T-800, y con eso me bastaba.
    El caso es que ni siquiera el combate entre los dos Arnolds me entusiasmó demasiado, aunque me parece de lo mejor del film con diferencia.
    En fin, es una opinión muy personal que no precisa de ser compartida.

    • A mí me pasó igual, como decía, fuera de lo de Pops. Todo el fanservice me gustó y lo celebré, pero como historia de Terminator me pareció muy floja. No sé, no me esperaba el giro con Connor.

      Y en cuanto al combate entre los Arnolds… a mí lo que más me gustó fue Sarah con el rifle de francotirador. Buen guiño a T2. La peli sin los guiños queda en poco.

      Y sí, el tío Bob podía con todo, xd. Un salu2.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s