Las muertes que no fueron en El Señor de los Anillos

 Leía una vez a una persona, no recuerdo si en una web o foro, que criticaba a Tolkien porque no había matado a nadie. Decía que el profesor se había encariñado con los personajes y que esto trabó el desenlace que les habría correspondido.

  Me parece un cuestionamiento atendible, pues puede decirse que El Señor de los Anillos es una historia que bebe de tradiciones germanas, cuyo título es deudor de una figura que usaron los poetas de aquellos pueblos, las kenningar (como cuenta Borges, en este caso, una construcción que refería al rey), y en la que apenas muere nadie en batalla, como mandaban los Eddas. Tenemos acabados ejemplos en Boromir, a quien Tolkien incluso dedica un funeral «vikingo», y en el rey Theoden, pero sus muertes eran, digamos, esperadas; el primero porque había sucumbido al Anillo y el segundo porque una muerte honrosa era lo que demandaba su orgullo, mancillado por Lengua de Serpiente.

Boromir2_TedNasmith

 

  Igual, también hay que decir que El Señor de los Anillos si bien participa de la épica germana, es una novela, no una poesía cantada para otorgar dignidad a la familia de un rey; el autor se rige por sus propias leyes, no por las que da una tradición. Una de esas leyes entiendo que lo habrá maniatado: los hobbits eran «duendecitos entrañables». Tolkien no los iba a pasar a cuchillo. La novela, además, es continuación de una novela para niños y si el profesor pasaba de «en un agujero vivía un hobbit» a un «en aquel hoyo yace Frodo», sus lectores lo habrían odiado.

 Dejando un lado lo último, que es una interpretación ajena al relato, entre estos personajes opino que alguno podría haber muerto. Sí, no demos más rodeos, ja:

   •Aragorn: No, era el rey retornado. Solo un hijo concebido con Arwen durante los días del Concilio hubiese hecho viable su muerte.

   •Gandalf: No, ya había sido llorado tras lo de Moria.

   •Pippin: Sí, pero no. Tendría que haber muerto en Mordor bajo el pie de un troll, pero era un hobbit que si bien las armaba gordas, se las ingeniaba para caer como los gatos.

   •Merry: Sí, muerto junto a Éowyn, con el Rey Brujo.

  •Légolas y Gimli: No, eran guerreros consumados. Gimli aparte contaba con la simpatía de la Dama, que cumplía el papel de hada. Estas cosas cuentan. Légolas tal vez, como para una escena lacrimosa con su amigo.

   •Frodo y Sam: No, el papel en el destino del Anillo que Tolkien pensó para Gollum fue una genialidad y no puede pensarse de otra manera. Los hobbits, y el lector que los acompañó durante casi mil páginas, merecían un final feliz.

 •Faramir: No, la casa de los Senescales había padecido lo suficiente, aunque un destino nefasto a lo Hijos de Húrin no habría estado mal.

   •Éowyn: Lo dicho atrás, pero habrá que observar su caso. Lo dejamos para la próxima entrada.

   Continúa en: Éowyn

 ———————————

 

Mi Google+

Anuncios

5 comentarios en “Las muertes que no fueron en El Señor de los Anillos

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. La crítica de la que hablé al inicio resulta que la había leído en “J.R.R Tolkien: Un lejano destello del Evangelio”. El autor citaba a un crítico que decía “a este gran libro lo que le falta es una genuina muerte en sacrificio”.

    El ensayo se encuentra en “J.R.R Tolkien Señor de la Tierra Media”, de Joseph Pearce.

  3. Genial entrada. La verdad es que El Hobbit, siendo un libro mucho más amable, se salda con mayor tasa de protagonistas caídos. Y de los enanos que sobreviven, luego defenestran a la mitad en el Señor de los Anillos xD (cuando fracasan al retomar Moria).

    Sobre lo de Eowyn, el recuerdo que me queda del libro es que al final se transforma en lo que no quería ser: en la dama de un señor, encerrada en un palacio. Como consuelo, siempre le quedará el recuerdo de su gesta (lo que no es poco).

    ¡Un saludo!

    • Muchas gracias por haber leído la entrada, tifita, y me alegra que te haya gustado. Justo se me dio por partir la entrada, para que lo de Éowyn quedara aparte, cuando no había leído tu comentario (WordPress que no avisa, xd).

      Y de acuerdo con lo de Éowyn. La gesta le habrá sido un gran consuelo. Seguro que habrá quedado vacía por lo que dio. Gracias de nuevo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s